vendimia

La vendimia 2018 se generalizará en la Denominación de Origen a partir de la semana próxima, ya en Septiembre, más tarde que en temporadas anteriores donde ya en Agosto se recogía uva. Este año las temperaturas algo más altas de los últimos días han contribuido a que la uva gane grado, lo que ha marcado el inicio de la actividad en los principales lagares.

Vendimia de la uva en el Marco de Jerez

Una de las vendimias más retrasadas de los últimos años empieza ya a tomar cuerpo, en la medida que las bodegas de elaboración se van paulatinamente incorporando a la actividad. En los últimos días de Agosto, eran ya diez los lagares que habían iniciado las labores de molturación, habiéndose procesado hasta el jueves 30, casi diez millones de kilos de uva. Con la única excepción de un lagar de Rota, la totalidad de las instalaciones de elaboración activas hasta ahora pertenecen a los términos municipales de Jerez y Trebujena y la uva procede de pagos del interior.

A partir del lunes 3 de septiembre, en cambio, estarán ya activos algunos lagares de localidades costeras, de modo que puede decirse que será ya iniciado el mes de septiembre cuando se producirá la generalización de las actividades de vendimia en la Denominación de Origen Jerez-Xérès-Sherry.

La uva que está entrando en los lagares presenta un elevado nivel de sanidad y una gran calidad, con un grado medio que supera los 11,3º Baumé, claramente por encima del mínimo reglamentario de 10.5º.

Hay que recordar que la presente vendimia está siendo marcada por una condiciones meteorológicas bastante inusuales a lo largo de todo el año agrícola, con una pluviosidad especialmente alta en primavera y un mes de julio particularmente suave, prácticamente sin episodios de viento de levante, lo que ha provocado una maduración relativamente lenta de la uva y el que se retrasen los trabajos de vendimia.