Santiago Urquijo es un profesional con una consolidada carrera vinculada al mundo agro alimentario y de la gastronomía andaluza. Director de Relaciones Institucionales de LANDALUZ y  miembro fundador y Vicepresidente de la Academia Andaluza de Gastronomía y Turismo.

Como Director de Comunicación y Marketing de LANDALUZ es impulsor de las publicaciones “Andalucía Cocina – Maestros del Sabor Mediterráneo” galardonadas con el Grand Prix Littéraire por la Academia Internacional de Gastronomía, publicaciones en las que han participado los principales chefs andaluces, fotografiados, al igual que sus platos, por la sutil cámara del fotógrafo Manolo Manosalbas usualmente.

En la entrevista efectuada a Santi Urquijo por Gastrobaris Magazine, nos fijamos principalmente en la labor solidaria de Andaluces Compartiendo, una iniciativa solidaria con los más necesitados, impulsada por LANDALUZ y la Fundación Cajasol.

Gastrobaris Magazine –  ¿Qué es exactamente la iniciativa Andaluces Compartiendo?

Santi Urquijo – Andaluces Compartiendo no es más que una cadena de favores promovida por dos instituciones comprometidas con los colectivos más desfavorecidos de Andalucía. 33 marcas solidarias han donado ya, más de 1.650.000 kg de productos andaluces a 270 entidades beneficiarias que a su vez lo han repartido a más de 65.000 familias. Creo que estas cifras son la mejor definición que podemos hacer de Andaluces Compartiendo. Es una marca que aglutina lo mejor de nuestra tierra.

GM – ¿Cómo llega a las personas necesitadas la ayuda? ¿Hay donaciones en dinero o solo a través de la compra de las marcas implicadas?

SU – A día de hoy sólo contamos con donaciones del sector empresarial, animamos a los andaluces a que sean parte implicada en el proyecto, comprando en los lineales de las grandes superficies que operan en Andalucía las marcas adscritas al proyecto. No solo son de nuestra tierra, dinamizadoras del tejido empresarial, generadoras de empleo, sino que además cuentan con una gran relación calidad – precio y son solidarias. Qué más podemos pedir. Comprando productos andaluces, los andaluces ayudan a los más necesitados de nuestra tierra.

GM – ¿Qué puede hacer el consumidor en general para colaborar con esta iniciativa?

SU – Para este 2017, queremos que el consumidor que quiera implicarse aún más con nuestro proyecto, lo pueda hacer de una forma sencilla y tangible. Hemos activado una zona de donación en nuestra web www.andalucescompartiendo.com en colaboración con la Fundación Banco de Alimentos de Sevilla, en la que podrán donar pequeñas cantidades de dinero que con posterioridad se materializarán en alimentos en función de las necesidades de dicha institución.

GM – Andaluces Compartiendo, además de las donaciones de consumidores, realiza una serie de acciones a lo largo del año: Cena benéfica, Torneo de Golf y otras ¿Se puede avanzar algo de lo previsto ya para este 2017?

SU – Por supuesto que sí, tenemos la gran suerte de que la iniciativa ha tenido una gran acogida social y el 100% de las actividades puestas en marcha bajo el paraguas de Andaluces Compartiendo se repiten año a año. Fecha concreta a día de hoy sólo tiene el Torneo del Golf que se celebrará el 17 de marzo en el Real Club Pineda de Sevilla. Posteriormente celebraremos en la sede de la Fundación Cajasol nuestra tradicional pre feria con Bodegas Barbadillo, en el mes de Agosto nuestro encuentro de directivos del sector en el Puerto de Santa María en una cena cuyos protagonistas son los mejores chefs de la zona,  en octubre la Gala de presentación de la Campaña 2017/2018 en la que repetiremos colaboración con lo más granado de la gastronomía andaluza y en diciembre como no podía ser de otra manera, nuestro homenaje al flamenco y a los vinos de Jerez en Bodegas Lustau con una gran zambomba. Habrá novedades pero por ahora hasta aquí podemos “leer”.

GM – LANDALUZ es una de las promotoras de la iniciativa, esta Asociación Empresarial de Alimento de Andalucía ¿cuántas y de qué tipo son las marcas que acoge? ¿Quién puede pertenecer a LANDALUZ, está creciendo en número de marcas?

SU – Como os he comentado, a día de hoy son 33, de muy diversos ámbitos, tanto alimentación como no alimentación. Es importante resaltar que esta iniciativa tiene un carácter integrador y que no es condición sine qua non pertenecer a LANDALUZ para poder participar. Nos llena de orgullo poder decir que las promotoras fueron 14 y todas continúan colaborando activamente en el proyecto. El objetivo es crecer cualitativamente con un alto grado de compromiso.

LANDALUZ por su parte ya superó hace tiempo lo peor de la crisis del mundo institucional, en el 2016 hemos superado la barrera de las 100 compañías, dato altamente significativo, si tienes en cuenta que llegamos a ser 130 empresas y caímos en el 2012 a 75.

El proceso de reinvención que ha implantado LANDALUZ, con una gestión netamente empresarial volcada a la prestación de servicio de sus empresas miembros, es sin lugar a dudas la clave del éxito. Desde aquí animo a todo el sector agroalimentario andaluz que aún no se ha dado la oportunidad de conocernos que lo haga, no se arrepentirá de ello. En este punto recurro a un “claim” de los años 90 en el que Canal + decía “Abónate y Verás”. Pues eso, pasen y vean. Andaluces Compartiendo es una prueba de ello.

GM- Junto con la Academia Andaluza de Gastronomía y Turismo (AAGyT), LANDALUZ también participa en la edición de fantásticos libros de recetas elaboradas por los más prestigiosos chef andaluces ¿Tienen prevista alguna publicación en próximas fechas?

SU – Trabajamos actualmente en el germen de la que será la séptima Edición de Andalucía Cocina – Maestros del Sabor Mediterráneo. Desvelaremos su contenido en la entrega de premios de la Academia Andaluza de Gastronomía y Turismo el próximo 2 de abril, en Huelva con motivo de su capitalidad gastronómica y en la que LANDALUZ recogerá un galardón por su labor de difusión de la gastronomía de nuestra tierra. Una vez más gracias al compromiso del sector agroalimentario con el gran talento de nuestros Chefs.  De que será un éxito no me cabe duda, contar con un profesional como Manolo Manosalbas es una garantía para ello.

Descarga libros:

http://www.andaluciacocina.com/web/?page_id=92

Me gustaría resaltar que LANDALUZ los lleva apoyando desde el año 2007 cuando irrumpimos con la primera edición de nuestros libros. No debemos olvidar  las numerosas actividades de promoción de LANDALUZ en las que cocineros como Dani García, Ángel León, Kisko García, Celia Jiménez o Xanty Elías, en las que ellos eran los protagonistas y comenzaban a ser en la gastronomía nacional, lo que yo considero que a día de hoy son: tendencia. Gracias a todos por haber podido vivir junto a ellos una época irrepetible.

GM – Muchas gracias por atender a Gastrobaris Magazine y ya nada más que decirle si le gustaría añadir alguna cosa, aunque también nos gustaría saber, por último, su opinión sobre el momento actual de la gastronomía andaluza.

SU – Gracias a vosotros, el placer ha sido mío. Tan sólo añadir mis más sincera enhorabuena por vuestra iniciativa y por interesaros por nuestro trabajo, que realizamos con la misma pasión que el vuestro y eso se nota.

La gastronomía andaluza es, probablemente, la más destacada de España. Naturalmente, siempre que se entienda por gastronomía un conjunto de valores que van desde la materia prima hasta los propios profesionales que los elaboran y los presentan a los consumidores finales. Pero evidentemente cuando se habla de gastronomía, sobre todo, de la gastronomía como motivación, se habla, también, de la forma y modo de comer, de la satisfacción que produce el hecho de sorprenderse y emocionarse ante un tipo de comida que no tenemos a nuestro alcance.

La gastronomía andaluza es cuanto menos diversa. Andalucía es crisol de culturas, con una diversidad en su despensa inigualable. Su belleza reside en que además de serrana, es marinera y montuna; sin dejar de ser desértica y marismeña u  hortelana y campera. Está también en su sangre mestiza, fenicia y romana, árabe, americana y tropical, castellana y gitana. La gastronomía andaluza bebe del Mediterráneo y del Atlántico.

Pero sobre todo ello, su embrujo se encuentra en la riquísima y variada despensa que la nutre, en el amplísimo recetario que la elabora y en las gentes que le dan vida, repleta de sentimiento, creatividad y personalidad.

La gastronomía andaluza debe ser puesta al día, revestirla con los modos y modas de hoy, revisarla y reformarla, revolucionarla y recrearla. Ese es el deber de todos los agentes que formamos parte de este impulso: las administraciones, los empresarios de la industria agroalimentaria, los de la restauración y hostelería, los cocineros y profesionales, las escuelas, vosotros los medios, los comensales y como no, los consumidores andaluces.

Mi opinión sobre la gastronomía andaluza es que tiene un futuro imponte aún por guisar, mejorando lo presente.