El presidente de la Diputación de Sevilla, Fernando Rodríguez Villalobos, ha mantenido, hoy, un encuentro con miembros de la Academia Sevillana de Gastronomía y Turismo, entidad recientemente constituida, y presidida, en su periodo inicial, por Julio Moreno Ventas, con el fin de “reivindicar y defender a Sevilla como cuna de la cultura de la tapa, como estilo de vida e influencia irrefutable de la gastronomía internacional”.

Rodríguez Villalobos recibe a varios miembros de la Academia Sevillana de Gastronomía y Turismo

Entre las primeras decisiones de esta recién creada institución está el apoyar la iniciativa de la Real Academia de Gastronomía para que la cultura de la tapa  sea declarada Patrimonio Inmaterial de la Humanidad.

Al mismo tiempo, la Academia Sevillana de Gastronomía y Turismo quiere contribuir a promover un mayor y mejor conocimiento de la excelencia de los productos alimentarios del territorio, así como los vinos y licores sevillanos, colaborando con el sector público y entidades privadas.

Para Rodríguez Villalobos, “hablamos, por un lado, del sector agroalimentario y gastronómico; y junto a él, del turismo, dos industrias que se complementan enriqueciendo los destinos”. Desde esta perspectiva, el presidente de la Diputación expresó su apoyo a las iniciativas planteadas por la Academia Sevillana de Gastronomía y Turismo, “desde el convencimiento de que la colaboración es fundamental para avanzar en términos de calidad y consolidación del destino turístico de la provincia”.