Grupo Matarromera

Fotografía: Manolo Manosalbas

Textos: Javier Compás

Carlos Moro no solo es uno de los mejores y más activos bodegueros de España, sino uno de sus empresarios más inquietos, de hecho ha recibido, de manos del Rey Felipe VI, en un acto celebrado meses atrás, el Premio Nacional de Innovación en la categoría Trayectoria Innovadora.

Con Carlos Moro y sus vinos Oinoz y CM Prestigio

Bodegas Familiares Matarromera se fundó en 1988, culminando en este proyecto vinícola una tradición familiar de generaciones. En 2014 Carlos Moro concreta su proyecto riojano con la adquisición de viñedos propios y una tradicional bodega situada en San Vicente de la Sonsierra, un tradicional municipio vinícola de la Rioja Alta.

En palabras del propio Carlos Moro, Presidente de la Bodega, “estos vinos reflejan toda la personalidad propia de la zona de la Rioja más cercana a la Sonsierra, de esos viñedos fantásticos desarrollados por el tiempo, llenos de fruta e intensidad, pero con el estilo propio y nuestro hacer en Bodegas Familiares Matarromera, siendo frescos, limpios, equilibrados y expresivos”.

Tartar de atún sobre croqueta de arroz frito

El martes 12 se presentaron los vinos de Bodegas & Viñedos Carlos Moro en dos actos en Sevilla, algunos de ellos como primicia nacional. A mediodía tuvo lugar un almuerzo con prensa especializada en el restaurante María Trifulca y por la tarde, uno de los salones del hotel Alfonso XIII acogió al sector de la hostelería sevillana a los que también se les presentaron los vinos. Dos magníficos actos que contaron con la participación del distribuidor para Sevilla y Cádiz de los vinos, el Grupo Merino, con presencia de sus propietarios, Miguel Ángel y Álvaro Merino.

Carlos Moro Verdejo Fermentado en Barrica 2015

Los vinos presentados han sido Oinoz, cuyo diseño ha corrido a cargo del enólogo francés Claude Gros, que forma, junto con el propio Carlos Moro y con Félix González, el equipo creador de estos vinos. Y la línea CM, un diseño personal de Carlos Moro. La bodega posee actualmente 23 hectáreas de viñedos propios situadas en los municipios de San Vicente de la Sonsierra y Labastida, además de controlar otras 70 en estos mismos municipios y en otros de la zona como Avalos.

CM, CM Prestigio, Oinoz Crianza y Oinoz by Claude Gros, junto con el magnífico blanco Carlos Moro Verdejo 2015 Fermentado en Barrica, fueron los vinos presentados en los dos actos. En el restaurante María Trifulca, situado en el histórico edificio conocido como el Faro de Triana, junto al famoso puente de Isabel II, tuvimos ocasión de probar dichos vinos junto con los platos preparados para la ocasión por el equipo del restaurante. Una magnífica sala sobre las mismas aguas del Guadalquivir, acogió tan agradable comida, donde tuvimos ocasión de disfrutar de las armonías de los vinos de Carlos Moro de Rueda y Rioja con los platos presentados.

Ensalada del mar, base de algas y salsa semi picante emulsionada

CM y CM Prestigio son dos tintos riojanos procedentes de fincas seleccionadas con una producción muy limitada que se presentan en botellas numeradas y que demostraron una gran estructura que les auguran largos años de crecimiento. La línea Oinoz presenta unos vinos más fáciles de beber para el gran público, frutales y frescos, con una absoluta redondez para beberlos ya en su plenitud.

Carlos Moro, Presidente de Grupo Matarromera

Todos los aspectos están muy cuidados, como la selección de uvas a la entrada de la bodega y la adquisición de barricas de roble procedentes de prestigiosas tonelerías francesas y americanas. Además, Carlos Moro anunció la inversión de un millón y medio de euros para concretar en 2018 la construcción de nuevas instalaciones, entre ellas una sala de barricas y una nueva sala de reposo de botellas.

En el almuerzo con prensa celebrado en el restaurante María Trifulca, Roberto Sanz, Director de Comunicación y Relaciones Institucionales de Grupo Matarromera, dio la bienvenida e hizo la introducción, dando paso al Presidente, Carlos Moro, que estuvo acompañado de su mujer, Esperanza Castro,

Jardín de mini verduras de la campiña sevillana en tierra ibérica

sevillana de Morón de la Frontera. Degustamos primero el Verdejo Fermentado en barrica, un blanco elegante y carnoso que acompañó perfectamente tanto a un Tartar de atún sobre croqueta de arroz frito y mahonesa de kimchi, como a una Ensalada del mar, base de algas y salsa semi picante emulsionada.

Llegó después a la mesa un Jardín de mini verduras de la campiña sevillana, en tierra ibérica, un plato de gran impacto

Taco de buey macerado, puerro caramelizado y reducción de soja

visual, que se acompañó con el tinto Oinoz 2014, un vino de un bonito tono picota madura de bordes rojizos, una nariz golosa de frutos rojos maduros y notas especiadas subrayadas con una madera fina que presentaba en boca buen cuerpo y agradable frescura.

Por último, antes del postre, un Taco de buey macerado, puerro caramelizado y reducción de soja, estuvo perfectamente acompañado por el CM Prestigio 2015, un vino de gran estructura, donde destacan los frutos rojos maduros, notas lácteas y especiadas, y una larga vida por delante, criado durante 18 meses en roble francés (80 %) y americano (20%). Se elabora con uvas de Tempranillo procedente de viñedos de Labastida con una edad de entre 35 y 80 años.