Banquete Real

Nos hacíamos eco en una noticia anterior del protagonismo que el vino de Jerez ha tenido en el banquete que, en honor de los Reyes de España, se ha celebrado en el Palacio de Buckingham de Londres, con presencia de la Reina Isabel II de Reino Unido. Hoy queremos detallar, además, algunos otros aspectos de esta celebración.

Aspecto del Banquete Real en Buckingham Palace

La Corona Británica ha desplegado con motivo del viaje oficial de S. M. Felipe VI de España y la reina Letizia, toda su capacidad de esplendor protocolario. Entre los actos programados, la cena de gala que se ha celebrado en el gran salón de baile del Palacio de Buckingham, adaptado para acoger a 150 invitados al banquete.

Para la cena se empleó la cubertería de plata dorada que data del reinado de Jorge IV y que consta de 5.500 piezas, acompañada de la cristalería utilizada en la coronación de la misma reina Isabel II, que actualmente tiene 91 años cumplidos, cristalería que consta de 2.500 piezas. En el puesto de cada invitado un librito impreso con el programa musical de la velada y el menú de la cena, además, en el caso de los Reyes de España, dos peces decorativos de oro que fue un regalo de Juan Carlos I y la reina Sofía de España a Isabel II y al Duque de Edimburgo con motivo de sus bodas de oro.

Isabel II y Felipe VI conversan durante la cena

Una gran mesa en forma de U decorada con platos de frutas que contenían cerezas, uvas y fresas, junto a los saleros y salseras con formas escultóricas, además de candelabros y centros de flores, han sido el marco por donde han desfilado los platos y vinos del menú.

El primer plato ha sido una Trucha asalmonada al hinojo y velouté al vino blanco, un plato de clara filiación a la alta cocina francesa tradicional. Posteriormente se sirvió un plato de Medallones de solomillo de buey de Escocia con trufas y una

salsa al Madeira, famoso vino generoso de las atlánticas islas portuguesas, hubiera sido un detalle que la salsa hubiese sido aderezada con un oloroso o Pedro Ximénez español, el plato llevaba como guarnición patatas fondant, judías verdes, calabacines salteados y ensalada de rábanos y apio. Como postre se sirvió una Tarta de chocolate negro con frambuesas.

Duque de Edimburgo, Reina Letizia, Reina Isabel II, Rey Felipe VI

Entre los vinos servidos ya citamos en nuestro anterior artículo el brindis con Manzanilla de Sanlúcar de Barrameda, vino en honor de la poetisa laureada, una tradición británica que data del siglo XVII. También hubo vino portugués en el menú, pensarán los británicos que siendo ibéricos no estarían mal programados, como un Henriques & Henriques de 15 años, precisamente un prestigioso Madeira. También se sirvió vino tinto español de la D. O. Ribera de Duero, en este caso un Alión 2000, etiqueta de la casa Vega Sicilia que nació como segunda marca de la prestigiosa bodega pero que ha adquirido relevancia propia por su alta calidad. Calificada como probablemente la mejor de su historia desde que el primer Alión nació en 1991, el Alión 2000 es un tinto de gran concentración y tremenda elegancia.

El montaje de la mesa del banquete se comienza con tres días de antelación.